Y erre que erre con la Marca Personal

Y erre que erre con la Marca Personal, por @MMercedesRomero

Algunos profesionales os habéis vuelto locos, sólo os oigo hablar de marca personal, que si un evento de marca personal por aquí y otro por allá, que si quieres conseguir un empleo tienes que tener una buena marca personal, que si hay que ver ese foro o webinar de marca personal, últimamente oigo marca personal por todos sitios… como si fuese la panacea y la solución a todo! Los de RRHH debemos dejarnos de tonterías y dedicarnos a lo “nuestro” y dejar de estar erre que erre con la marca personal…

Esto es lo que piensan, sin filtros, algunos profesionales de RRHH y me consta, no sólo porque he tenido oportunidad de leerlo sino también de escucharlo, y es que es verdad, en parte llevan razón, últimamente nos encontramos la expresión marca personal por todos sitios, pero ¿nos hemos preguntado por qué?

Te resumiré como profesional de RRHH cuáles son las 10 claves por las que creo que no debemos perder de vista este concepto:

1.- La marca personal no es ninguna moda, no es nada nuevo, de hecho, ha existido siempre, la única diferencia es que antes no teníamos el altavoz de las redes sociales para mostrarla, así que más te vale que asumas que este término tiene que tener un lugar dentro de los planteamientos estratégicos de RRHH si no quieres quedarte fuera de lugar, y obsoleto.

Ah! Y recuerda que tú también como profesional de RRHH dejas tu marca personal, con lo que dices y con lo que callas, con lo que haces y, sobre todo, con lo que no haces.

2.- La marca personal no es sólo la herramienta que necesitas para encontrar un empleo, sino que es el instrumento que pone a disposición de RRHH facilidades para encontrar ese valor añadido que necesita tu organización. Debes dejar de reclutar sin más, y empezar a mirar más allá de los curriculums.

3.- Como buscador de talento ¿qué quieres para tu organización o empresa? Quizás más de lo mismo, más trabajadores o más marcas blancas? Ahora, querido profesional, y gracias a ese vocablo que todavía no te convence, tienes la oportunidad de sacar partido a ese cambio de paradigma de tu sector y del mercado laboral, gracias a ella tienes la oportunidad de poder elegir a ese profesional que tiene la llave a tus problemas, ese que está más cerca de tu cultura de empresa, ese que aporta no sólo lo que sabe, sino todo su talento social con todo el mundo de relaciones e influencias de su 2.0.

4.- Qué no! Que la marca personal no resta a tus candidatos y a tus futuros colaboradores, no es ningún arma que se vuelva en tu contra, ese arma, como tú lo llamas, bien gestionada, te va a permitir saber incluso antes de contratar a quién tienes en frente, qué hace, y qué valor y qué talento puede aportar a tu empresa.

5.- Elimina de una vez por todas y de un plumazo tus creencias limitantes, el acceso a la información se ha democratizado, gracias a Dios! Si piensas que lo que pasa en tu casa, se queda en tu casa, andas muy equivocado. Afortunadamente, la información ya no fluye en un único sentido, aquí hace tiempo que entró en juego, el término “participación” jugando las dos partes en igualdad de condiciones.

6.- Propicia e invierte en cambios desde el proceso de selección, los candidatos de hoy en día saben lo que quieren, eligen dónde quieren trabajar y tienen información previa, te conocen y saben qué haces y cómo lo haces, es evidente que si no eres su mejor opción terminaran en brazos de otra. No tengas miedo a mostrarte y no tengas miedo a dar cabida en tu organización a profesionales con otra visión diferente a la tuya, es probable que esa diversidad sea beneficiosa para las dos piezas del puzle.

7.- Marca Personal, una relación win-win.  Mientras que para la empresa se trata de una inversión, porque los beneficios retornaran en clave de embajadores de marca, para los colaboradores esto les va a permitir seguir publicando sus contenidos y proyectos con total libertad, seguir re-inventándose, conectando y haciendo crecer su Red.

8.- Marca Personal, un proceso continuo de aprendizaje, gente que entiende la marca personal como una forma de vida, dispuestos a aprender y re-aprender una y otra vez, gente que no tiene suficiente y que están siempre en un proceso de formación continua, y no hablo sólo de nuevas tecnologías, aunque es evidente que éstas tienen un peso muy pero que muy importante.

9.- Dejar entrar la marca personal en tu empresa hará que tengas que revisar y poner patas arriba tu casa, empieza por analizar determinadas normas que ya no tienen valor, procedimientos que ya no aportan, nadie dijo que fuera fácil, pero quizás ha llegado el momento de dejar atrás esa imagen de empresa “de siempre”.

10.- Da el paso de una vez por todas, deja de ser simplemente ese profesional de RRHH, ese que elige o recluta, y pasa a ser un Gestor de Marcas. ¡Venga! Reconócelo, los de RRHH llevamos años reclamando un papel protagonista en la organización, llevamos mucho tiempo pidiendo cambios y que nos dejen aportar y participar en éstos, gracias a la marca personal tienes una oportunidad única, la oportunidad de:

  • Ser impulsor del cambio
  • No perder de vista el objetivo de las marcas personales de tus colaboradores
  • Incrementar el compromiso y la vinculación con tus trabajadores

Qué, ¿seguimos erre que erre con la marca personal o prefieres que volvamos a lo mismo de siempre? Tú eliges.

Imagen: Manuel Morillo @MMorilloFoto

 

Faltan solo 3 días para uno de los mayores eventos de marca personal. En formato webinar ¿Aún no te has inscrito? Es gratuito. Clica en este banner:

Personal Branding Lab Day 2017 / Webinar

Mercedes Romero on FacebookMercedes Romero on LinkedinMercedes Romero on TwitterMercedes Romero on Wordpress
Mercedes Romero
Llámame Meme. Coach para el empleo, bloguera en La Nueva Ruta del Empleo y en mi blog "Hablando de personas". Colaboradora de radio en el programa #SilviaTeOrienta de Radio Guadalquivir y responsable del área de Gestión de Personas en Autismo Sevilla.

Optimista, apasionada, tenaz, siempre dispuesta a aprender y a enseñar desde la honestidad y el respeto.
0 comentarios

Dejar un comentario

¿Quieres unirte a la conversación?
Siéntete libre de contribuir

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *