Entradas

Tiempo medio de lectura de un CV: 20 segundos (II), por @guillemrecolons

El pasado viernes publicábamos un post de título “Tiempo medio de lectura de un CV: 20 segundos“. Lo cierto es que nos ha sorprendido el impacto generado: algo más de 2.000 visitas en tres días, y muchos comentarios en distintas redes sociales. Para poder enriquecer el debate, aquí apuntamos una selección de dudas y preguntas que han emergido a raíz del artículo:

Cuestión 1, publicada por AG en el grupo Linkedin SNTalent Jobs/Empleo: Gracias Guillem por ser tan concreto, la duda que me crea todo esto es que en 20 segundos se puede realmente valorar a un candidato???? Cada vez tengo la sensación de que valemos menos, porque al menos el tiempo que nos lleva realizar un curriculum, es bastante más que 20 segundos, y creo que nos merecemos un poco más del tan estimable tiempo de los reclutadores, para que puedan hacerse una idea del candidato. Muchas veces se prejuzga y no digo que se equivoquen, para eso son profesionales, pero los prejuicios pueden llevar a errores.

Cuestión 2, publicada por FA en el mismo grupo: ¿20″?¡Ni eso! En mi opinión creo que eso es ser demasiado optimista. Con las candidaturas que recibe la empresa para un puesto publicado en los portales de empleo, directamente hacen filtros y ya ni apareces. Pongamos un ejemplo: “Eliminar candidatos de fuera de la provincia” y zas! te cargas de un plumazo más de la mitad de los CVs que debería revisar el de RRHH. Y puede darse el caso de que alguno de los descartes sea el mejor para el puesto, y que estuviese dispuesto a mudarse por el salario que dice la oferta, pero como en la DB pone que no es de la provincia, nunca lo sabrán. Luego oyes hablar de atraer el talento, de la falta de movilidad laboral de los españoles y no se cuántas cosas más…

Cuestión 3, publicada por Montse en este blog: Para el candidato es una guía estupenda, hartos de explicar su vida y milagros. Pero el problema está en las empresas que reclutan. Se enrocan en un formato determinado y un peso del doc, que limitan enviar CV creativos y diferentes. Como no se van a aburrir! Seleccionan por parámetros y no por aportaciones creativas, donde puedes descubrir candidatos talentosos.

Cuestión 4, publicada por Francisco en este blog: Pero algo muy importante es aquello que nos enseñaron tantas veces: AIDA, ¿Lo recuerdan? Al final es un producto y como tal tiene que despertar en la persona que lo lee o tiene capacidad decisoria al ATENCION + INTERES +DESEO + ACCION.

Cuestión 5, publicada por EDA en el grupo BrandYou de Linkedin: Hola Guillem, interesante post. Sin duda debemos ir pensando en obviar el papel y las sopa de letras e ir a algo más visual e incluso interactivo. Me interesan muchos estos temas y hace poco publiqué en mi blog un articulo sobre como hacer infografías de tu Cv de forma gratuita. Por si es de tu interés, te dejo aqui el link: Como hacer una estupenda infografía de tu CV gratis

Cuestión 6, publicada por Jane Rodríguez del Tronco en Twitter: : #Encuesta: FOTO SÍ O NO EN EL CV, sobre post de@soymimarcabit.ly/uYPE62 ¿QUÉ PENSÁIS? ¿POR QUÉ?

Cuestión 7, publicada por Pau Hortal en este blog: Aunque se que Guillem se ha referido a mi en uno de los comentarios y que probablemente tendremos que hacer el ejercicio que pide hay algunos puntos en los que no puedo estar de acuerdo, aunque sea en el último punto de su decálogo. Siempre ha de ser posible dar las informaciones relevantes en 1 pagina o en 1 pagina o media (y esto es válido sea cual sea el perfil profesional). Lo más relevante en todo caso es el citado perfil que el comenta en el punto primero, que debe siempre de construirse pensando en el puesto al que se opta o en el objetivo profesional al que se pretenda optar.

¿Os animáis a contestar?

 

Tiempo medio de lectura de un CV: 20 segundos, por @guillemrecolons

20 segundos

20 segundos es el tiempo medio que un empresario o especialista en RRHH invertirá en tu CV. Desde los ámbitos del personal branding consideramos que el CV agoniza. El nuevo mapa de información y conocimiento pone muy fácil disponer de información profesional -y personal- de candidatos desde la red. Sin embargo, antes de enterrar definitivamente el CV, y viendo que muchos reclutadores aún lo utilizan, os pasamos 10 consejos de oro de Don Goodman para eliminar informaciones inútiles del currículo.
La frase “menos es más” ha sido muy utilizada en el entorno del diseño, pero se puede aplicar a tu currículum. Se trata de conservar únicamente la información esencial del CV, clara, sencilla y compatible con tu marca personal y tu mensaje profesional. El CV debería contar con información suficiente para atraer el interés de un empleador, pero dejando algo para la entrevista. Cuanta más información irrelevante que añadir incluyamos, más se diluye el mensaje clave. A los reclutadores les molesta cada vez más la “paja”, así que vale la pena focalizar.

Las cuestiones

Por tanto, la pregunta es ¿Cómo puedo reforzar mi curriculum vitae y asegurarme de que incluye la información precisa?

  1. Sustituye “objetivo profesional” por “perfil profesional”. A los reclutadores les importa un bledo lo que tu quieres. Tu primer texto debe ser contundente, un mensaje que resuma tu trayectoria y lo que sabes hacer mejor. ¿Qué ofreces? eso es lo que importa.
  2. Elimina información superflua. Muchos currículos comienzan con “dinámico, visionario, apasionado …”. Eso queda muy bien en un perfil de Twitter, más emocional, pero en un CV esa información sobra, es paja, no aporta valor real, es declarativo. Lo mejor es mantener el mensaje puro y duro y atenerse a los hechos.
  3. Vigila la gramática. Debido a su formato, es mejor que un CV no refleje la 1ª persona. En otras palabras, la afirmación “Acostumbro a superar las cuotas de ventas” la cambiaríamos por “Su compromiso de superar las cuotas de ventas es una realidad”. Otro de los mayores errores al escribir un CV es cuando la gente mezcla la primera persona y tercera persona.
  4. Nos des muchos números de teléfono, da uno. No confundamos a nuestra audiencia. Facilitemos las cosas. Simplifiquemos. Si ponemos 3 números de contacto nunca sabrán a cuál llamar.
  5. Evita la información que pueda discriminar. Si puedes, en una primera instancia, trata de evitar datos sobre tu edad, sexo, religión, estado civil u origen étnico. Al contrario de lo que sucede en redes como Linkedin, evita colocar tu fotografía (a no ser que sea parte esencial del trabajo).
  6. Ofrece los datos básicos de tu formación. Lo importante es informar sobre la materia y especialidad en que te has formado, no es necesario revelar tu año de graduación, el nombre de la escuela o universidad… Deja algo para la entrevista presencial.
  7. Incluye solo las experiencias que sean relevantes para el trabajo al que aspiras. Los “empleadores” no están interesados en los logros o habilidades que no son aplicables al trabajo. Si estás en ventas y has ayudado a desarrollar una base de datos, eso está bien, pero puede no ser relevante. Ándate con ojo con las ONG de voluntariado que no estén directamente relacionadas con la entrevista o que incluso puedan estar en conflicto con empleo al que aspiras.
  8. Ahórrate decir que dominas word, excel o power point. La mayoría de los reclutadores esperan que estés familiarizado con programas tan básicos. No lo plantees como un logro, ni siquiera lo plantees.
  9. No incluyas referencias de buenas a primeras. Hoy las referencia te las pedirán en alguna parte del proceso de selección. No las adelantes, espera a que te las pidan. Suele ser en la última parte de la entrevista. Tenlas a mano, pero no es necesario que las incluyas en el CV.
  10. La extensión de CV debe ser acorde a tu experiencia. Nadie espera que un recién licenciado rellene 4 páginas de CV. Sin embargo, si tu experiencia profesional es dilatada tu CV puede ocupar 2 o 3 páginas.

Esperamos que la información te haya sido útil.