¿Cómo vestir en una entrevista de trabajo? Que la primera impresión no sabotee tu futuro profesional

¿Traje y corbata? ¿Vaqueros? ¿Camisa y pantalón de vestir? Elegir el vestuario correcto para una entrevista de trabajo puede convertirse en un dilema. Dicen que una imagen vale más que 1000 palabras y que nos juzgan a los 30 segundos de habernos conocido. Teniendo en cuenta estos dos aspectos, y que además está en juego nuestro futuro profesional, acertar en la elección de las prendas para asistir a una entrevista de trabajo puede resultar más complicado de lo que parece.
Pero…¿Qué pautas debemos seguir a la hora de vestirnos en una entrevista? Ante todo hemos de tener en cuenta tres aspectos fundamentales:

  1. Qué imagen queremos transmitir
  2. A qué posición aspiramos (recepción, dirección general, comercial….)
  3. Cómo es la empresa que nos va a entrevistar (vanguardista, conservadora…)

Sin dejar de ser nosotros mismos debemos adaptar nuestra imagen a la empresa y a la posición que aspiramos a ocupar. No debemos permitir que una primera impresión condicione el resto de la entrevista.

 
¿Sabías que los momentos más importantes de una entrevista son los dos primeros y últimos minutos de ésta? 
 

Aunque obvios, los elementos detallados a continuación, son de gran importancia para proyectar una imagen positiva a nuestro entrevistador:

  • Cuidar la higiene personal. Los hombres deben ir bien afeitados o con la barba bien arreglada. El peinado y el buen cuidado de las uñas es muy importante tanto en hombres como en mujeres.
  • En el caso de las mujeres, es recomendable no ir maquillada en exceso. Es mejor optar por la naturalidad.
  • Utiliza ropa limpia y bien planchada.
  • No elijas accesorios demasiado llamativos. Los excesos siempre son malos,  menos es más.
  • Recuerda: No vistas a tu manera, vístete para el cargo al que aspiras.
  • Si la empresa es carácter más clásico, opta por colores neutros (grises, azul marino o negro), no excesivamente claros y sin estampados. Los complementos, cuanto más discretos, mejor.
  • Si es una empresa que destaque por ser vanguardista o informal, ve en sintonía,  puedes asistir con ropa informal aunque discreta.

No permitas que tu imagen sabotee tu cambio de carrera.  Si te sientes cómodo y seguro con la ropa que elijas para la entrevista vas a proyectarlo y tu entrevistador lo va a notar. Recuerda de adaptar tu vestimenta al tipo de empresa y posición. Y para terminar el post no puedo evitar hacer alusión a una frase de mi tan admirada Coco Chanel: “Viste vulgar y sólo verán el vestido, viste elegante y sólo verán a la persona”.

Alexia Herms on InstagramAlexia Herms on LinkedinAlexia Herms on Twitter
Alexia Herms
Social Media Strategist en BeAgency. Personal Brander y especialista en comunicación online / BA en Business Management Staffordshire University / Master en Marketing Digital La Salle-URL (en curso) / Luxury Brand Management por ESERP / Experiencia en comunicación y marketing en TVLowCost, TheDoctorFactory y Soymimarca /Tertuliana en programas de radio y TV

www.alexiaherms.com
0 comentarios

Dejar un comentario

¿Quieres unirte a la conversación?
Siéntete libre de contribuir

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *