Entradas

El 15M, ejemplo de lo importante de la influencia en la red

15M

Gráfico de usuarios influyentes en el 15M (2011)

Hoy hace un año del 15M, y hoy, como entonces, la red es parte protagonista. La conversación se distribuye en la red articulada en una serie de hashtags que nos permiten seguir la conversación y saber lo que está pasando en la red y fuera de ella, en nuestras plazas y en el resto de plazas de España y del mundo. El tag principal para seguir la conversación es #15m pero surgen multitud de hashtags asociados para la ocasión, la mayoría de ellos creados tan espontáneamente como lo fue la creación del movimiento hace un año: #12Mnonosvamos, #desalojoSol, #volvemosalas5,…

Todavía es pronto para analizar cómo ha sido el movimiento 15M en la red, pero es importante destacar lo importante de la influencia en la red en la participación del propio movimiento. Si bien este tipo de movimientos son creados desde la masa, son los usuarios influyentes quienes acaban dando visibilidad a la conversación, siendo parte importante del flujo de comentarios.

En este sentido, analizando a través del estudio realizado por bifi el pasado año sobre la conversación en twitter, podemos ver que un grupo reducido de usuarios fueron los realmente relevantes. Entre ellos, usuarios ligados al movimiento (con cuentas creadas en el momento, como @acampadasol, @acampadabcn, @acampadaGranada,…), medios de comunicación (@el_pais, @elmundoes, @la_informacion,…), periodistas (@iescolar, @anapastor_tve,), partidos políticos (@psoe), políticos (@patxilopez) o simplemente personajes relevantes de la red (@earcos, @martinvars, @buenafuente, @dbravo,…). La participación en la influencia en este caso tiene que ver, como vemos, con lo especializados que seamos (las cuentas creadas en el momento), pero vemos que hay sitio para aquellos que sin tener que ver directamente nada que ver con el tema disponen de una influencia en la red notable. La moraleja de esta historia es pues que siempre es importante no solo estar en la red, sino estar de una forma inteligente, aprendiendo y siendo parte de la misma, tratando de ser lo más influyentes posible y cuidando de nuestra reputación pues se trata de uno de nuestros mejores activos.

Dale una patada a la crisis

Si cada mañana consigues despertarte y ponerte en marcha sin que el temor se instale en tu cuerpo, enhorabuena, puedes evitar leer este post y pasar a otras actividades. Si por el contrario, como a mi me pasa, has pasado del prudente escepticismo a la preocupación por lo que todavía no nos ha venido encima hablemos y veamos lo que podemos hacer.

El viernes pasado, como cada mañana, me desperecé con un zapping a través de las emisoras de gran audiencia en nuestro país. La recaída de las bolsas vuelve a golpear nuestros oídos, nuestros bolsillos y nuestro futuro y lo peor es que vuelve a pasar lo de siempre que no tengo claro lo que puedo hacer y que los que pueden hacer algo no hacen nada. Y esta vez, la enésima, quizás la cosa vaya en serio.

Hace dos semanas definía cuatro vías de acción que aunque clásicas me parecían razonables, y probadas por mi, basadas en pasar a la acción de manera organizada. Lo primero, recordemos, es entender lo qué está pasando y no es cosa fácil pero es el paso previo para analizar como nos vemos o nos podemos ver afectados para poder finalmente preparar un plan de acción y siempre teniendo en cuenta que a río revuelto vale más que me conozcan y sea la opción preferente o seguro que lo pasaré peor porque a parte de cornudo me caerán los peores palos.

La novedad  es que he tomado consciencia de que la cosa se nos escapa de las manos a todos, colectivamente veo pocas salidas a corto plazo porque un recorte que parecía fundamental una vez realizado se convierte en inútil y justo después de haberse puesto en marcha ya se pide el siguiente y no se ve el final del túnel y si no pongámonos en la piel de los griegos.

Entramos en el verano con vientos frescos que se crearon desde las filas de los indignados, parecía que los políticos habían entendido la letra de la canción y nos decían que hacían suyas las tesis. Ayer se acabó la legislatura con olor a tomadura de pelo y a falta de alternativas definidas desde todos los bandos parlamentarios.

Exigir claridad a los que nos gobiernan o pueden gobernarnos es no sólo legítimo sino  una obligación para que podamos ejercer nuestro derecho a escoger porque para esto hacen falta alternativas que por ahora yo no soy capaz de ver. Y quede claro que una vez más iré a votar porque tolerar que los demás decidan por mi lo considero una actitud cobarde y contraria a mis valores.

La buena noticia es que las personas vamos cobrando cada vez mayor protagonismo y tenemos en nuestras manos el salir a flote o hundirnos. Podemos cambiar el mundo, nuestro país, nuestra ciudad, nuestro pueblo, nuestro barrio o nuestra empresa si primero cambiamos nosotros. Y aquí es cuando nuestra Marca Personal adquiere un sentido extraordinario.

Ahora veo con claridad diáfana que ayudando a las personas, nuestros clientes, a que impulsen su marca personal estoy poniendo mi contribución a la salida de la crisis. Y por suerte son bastantes las que han trabajado con nosotros y ahora están  navegando con rumbo definido y sabiendo como actuar cuando soplan vientos hostiles.

Por favor no claudiques ante la crisis, tú tienes las fuerzas y el impulso necesario para salir de esta y si tu sales empujas a los demás. Eres un motor y una fuente de esperanza, no lo dudes. Nosotros sabemos como impulsarte, cuenta con nosotros, conmigo, con Soymimarca.

¡Dale una patada a la crisis!

Jordi Collell / Coach y Asesor de marca personal

¿Se ha contaminado la marca “indignados”?

La diputada M. Tura muestra su gabardina pintada por los indignados. Fuente: TV3

Muchos habíamos llegado a simpatizar con ellos, con sus ideas frescas, con ese espíritu innovador que podía haber sido un nuevo mayo del 68. Hasta les dedicamos post hace algunas semanas. ¿Qué ha cambiado?, ¿Por qué esa marca que había cruzado fronteras parece verse inmersa en un proceso de degradación irreversible? ¿Qué pasó ayer en Barcelona?

Los sucesos de ayer en Barcelona son conocidos: un numeroso grupo de indignados trataron de impedir el acceso de los diputados al Parlament de Catalunya. ¿Eran los mismos indignados que habitaron la Plaza Catalunya o la Plaza del Sol? No lo sabemos, pero una cosa está clara: usaron su misma marca y destrozaron toda su reputación.

Hasta ayer, este movimiento social era reivindicativo, pacífico, constructivo, aportaban ideas frescas sobre las formas de la democracia. Ayer los indignados fueron indignos. Su marca cayó hasta lo más hondo del pozo. Todo el esfuerzo de un mes entero se vino abajo en pocas horas, cuando un grupo más cercano a los antisistema utilizó la violencia en su estado más puro.

Ya lo veis, lo difícil que es construir una marca y lo fácil que es destruirla. Es así con todo, con marcas comerciales, con marcas personales y con marcas de colectivos. Mucho tendrá que trabajar el colectivo 15M para reponer los platos rotos y y recuperar su marca.

¿Lo veis así? ¿Creéis que la marca se ha contaminado?

Guillem Recolons / asesor de marca personal