Entradas

6 trucos para no volver de vacío estas vacaciones

Te vas de vacaciones, quieres desconectar del día a día pero tienes grandes ideas en tu cabeza para hacer aquellas cosas que durante el año no has podido hacer. Escribir un relato, buscar materiales para preparar una idea de negocio, reparar un electrodoméstico o pintar las barandillas que están oxidadas desde hace tanto tiempo. Tu experiencia te dice que siempre, siempre que en vacaciones quieres hacer algo acabas por no llevarlo a buen término; ya sabes, la familia, los amigos, las excursiones que se comen los días enteros. Si quieres que este año sea distinto ahí van algunos consejos que te pueden ser de utilidad.

1) No te escondas, explica a todos los que te pueden poner palos en las ruedas lo que te propones hacer, el tiempo que prevés que te ocupará y que la ayuda que necesitas es que te dejen  tranquilo hasta que acabes. Puedes prometer a cambio que una vez cumplido el objetivo volverás a la normalidad y que tu dedicación con tus próximos será la habitual y esperada.

2) Ponte límites temporales. Evalúa la duración de tu tarea, marca los tiempos de ejecución y mantente fiel, dentro de un orden, a lo previsto. Para cuando lo hayas decidió y si es preciso reelabora las previsiones pero ten siempre en mente el horizonte temporal. Tu productividad aumentará de manera casi milagrosa.

3) Escoge el mejor momento para hacerlo. Puede ayudarte a ser más rápido y a trabajar mejor si buscas las zonas horarias que se adapten mejor a la situación. Por algo todos hemos conducido de noche mientras los niños duermen. No olvides que estás de vacaciones.

4) Créate entornos favorables. Mejor si lo haces mirando al mar o a aquella montaña tan inspiradora o en el jardín o en el balcón ahora que no hay vecinos. ¿Lo pruebas con música?

5) Haz pausas pero no dejes que te corten el rollo. Las paradas técnicas son solo técnicas, no vayas a hacer el aperitivo ni a ver aquel lago tan bonito durante una pausa. Lo que quieres es acabar, hacerlo bien y quedarte tranquilo, tus pausas deben ser breves porque lo bueno si breve dos veces bueno.

6) No abandones. Acaba y rompe con el maleficio. No pares hasta conseguirlo y si ves que no llegas en el tiempo previsto revisa el punto número dos y reprograma.

Ya verás cómo lo conseguirás. Esto funciona, te lo aseguro por propia experiencia y tu promesa de valor será una realidad y tu marca personal se verá reforzada.

Me lo cuentas a la vuelta.

Jordi Collell

5 puntos que agradecerás conocer para iniciar un cambio con tranquilidad

¿No te sientes cómodo con lo que te rodea? ¿Tu cuerpo te pide un cambio? ¿Te da miedo? No te preocupes, es natural, todos sentimos respeto por lo desconocido pero no te quedes parado no sea que más tarde te lamentes por lo que no has querido hacer. Si bien todo puede resultar excitante y motivador los expertos están bastante de acuerdo en que causan estrés, ansiedad y temor.

Si quieres dar la vuelta a tu tortilla posiblemente este post te aporte el punto de tranquilidad que necesitas.

1) PACIENCIA. Es cierto que una vez tomada una decisión queremos ver los resultados ya pero las cosas no van así. Todo cambio necesita su tiempo y en muchos casos tendremos que pasar el preceptivo periodo de duelo por lo que hemos dejado atrás. Vívelo como un proceso y disfrútalo porque se trata de la aventura de tu vida y con tu actitud lograrás lo que te propongas.

2) PREPARATE. Afila tus herramientas, tus actitudes, tus competencias y tus conocimientos. Prepárate para hacer aquello que en el pasado te han hecho otros, abre tu mente a las cosa nuevas y muéstrate dispuesto a aprender las habilidades necesarias para la nueva situación. Aquí cabe todo desde plancharse las camisas hasta hacer un postgrado  depende del cambio que tengas en vista.

3) PLANIFICA. Actúa con el fin en la mente y busca perspectiva porque en el fragor de la batalla puede ser que creas que has perdido el norte. Un coach seguro que te puede aportar valor, no seas soberbio.

4) ARROPATE. Confía en tus aliados naturales como familia y amigos. Todo cambio nos lleva a conocer gente nueva, agradécelo y aprende, te sentirás arropado. Piensa que toda relación humana es biunívoca y si quieres recibir tienes que dar.

5) SACÚDETE LOS APEGOS. Puede ser que temporalmente tengas que renunciar a cosas y personas para seguir tu camino.  Piensa que estás sembrando para cosechar un futuro mejor, recuérdalo siempre que sea preciso.

Y así conseguirás que tu marca persona salga reforzada porque tú serás más fuerte y mejor. Al fin y al cabo tu marca es el espejo en el que se refleja tu autenticidad.

Si soplan vientos de cambio en tu vida cuenta con nosotros. Y hablando de vientos de cambio, os adjunto la magnífica canción de Scorpions del mismo título. Una buena compañía para un cambio.

Jordi Collell/ asesor de marca personal